Sajoma: el lugar más limpio del país

Ejemplo. San José de las Matas es considerado un modelo de gestión municipal.

Ejemplo. San José de las Matas es considerado un modelo de gestión municipal.

San José de las Matas

La inadecuada gestión de los residuos sólidos ha sido un problema de larga historia en República Dominicana, que no solo tiene raíces en las limitaciones de las municipalidades y la carencia de un marco jurídico que regule la correcta disposición de los desechos, sino que encuentra un importante caldo de cultivo en la falta de conciencia de los ciudadanos sobre su rol en la cadena de gestión.

Esta problemática ha sido abordada de frente por el Ayuntamiento de San José de la Matas, en la provincia Santiago, que en 2010 tomó la decisión de aliarse a todas las asociaciones civiles de la comunidad en la implementación de una amplia estrategia para afrontar la contaminación generada por la incorrecta disposición de los residuos sólidos en esa localidad.

Según explica el alcalde Jorge Luis Bisonó, al momento de asumir su posición frente a la alcaldía sintió que ese organismo era incompetente ante la desorganización y el gran cúmulo de basura que reinaba en la ciudad, tras un período de tres meses sin que se hiciera ninguna labor de recolección, por lo que debía involucrar a otras instancias, incluyendo a los ciudadanos, para atacar la situación desde sus bases.

En ese esfuerzo, la alcaldía buscó la asesoría de la Agencia Alemana de Cooperación Internacional (GIZ), que en ese momento estaba ideando la iniciativa Basura Cero; y estableció una alianza con la Cooperativa San José, el Plan Sierra, el Plan para el Desarrollo de San José de las Matas, las iglesias, los grupos sociales y las juntas de vecinos, los cuales comenzaron a construir la confianza que necesitaba el ayuntamiento para emprender el proyecto y conformaron el Comité Gestor del Desarrollo Económico y Turístico de San José de las Matas.

Los resultados alcanzados con la implementación del programa han sido tan transformadores que el cabildo ha compartido la experiencia con otros municipios con la esperanza de que el programa sea replicado en todo el país. Asimismo, la metodología del programa fue expuesta en el reciente foro “Co-procesamiento dentro del marco jurídico para la gestión integral de residuos sólidos en la República Dominicana (Foro ZACK 2015)”, que fue realizado por la Agencia Alemana de Cooperación Internacional (GIZ), con el propósito de crear un espacio de diálogo entre los diferentes actores involucrados en esta temática, de cara al análisis del Proyecto de Ley de Residuos Sólidos que cursa actualmente en el Congreso Nacional.

Lo más interesante de la implementacion de la estrategia de desarrollo de esta comunidad es que no solo ha cambiado la imagen del pueblo sino que se ha producido un impresionante empoderamiento ciudadano y una integración interinstitucional que garantiza la sostenibilidad de los avances, generando orgullo, compromiso y motivación en los residentes y atrayendo el interés de nativos ausentes y turistas.

LA DIFÍCIL TAREA E EDUCAR
En el momento de iniciar el proyecto la alcaldía solicitó camiones prestados para limpiar el pueblo, que estaba prácticamente sepultado bajo los desechos, e inició una ardua jornada de concienciación, para la que fue necesario capacitar a un equipo de empleadas del ayuntamiento para salir a educar a la gente, casa por casa, sobre la importancia de clasificar la basura y acogerse al horario de recogida.

“Fue un trabajo muy fuerte porque la gente no tenía una buena actitud, decían que estábamos haciendo un trabajo político y a veces maltrataban a nuestro equipo, por lo que había que trabajar duro, no solo con la comunidad sino para mantener el equipo de capacitación motivado y comprometido durante el proceso.

Además, tuvimos que tomar la decisión de que fueran mujeres quienes realizaran las visitas educativas para que fuera más fácil que les permitieran el acceso a las casas”, cuenta el alcalde.

Una de las medidas más importantes fue la definición de un horario para la recogida de la basura y el nombramiento de un equipo vigilante que se encargaba de visitar los hogares que sacaban los residuos luego de que había pasado el camión recolector, para sensibilizar a sus habitantes sobre la importancia de acogerse al horario.

El trabajo de educación fue tan difícil que el ayuntamiento tuvo que implementar un proyecto piloto en un sector, con el soporte de la junta de vecinos, y los resultados obtenidos motivaron a las demás localidades a unirse al proyecto. En este proceso fue de gran ayuda que todos los sectores en San José de las Matas están organizados en juntas de vecinos y existe una federación que las agrupa, lo que facilitó en gran medida la canalización de la información y la colaboración.

listindiario.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s