Somos flojos ante la depredación

haitianosarboles

Hace unos días, una turba de unos 60 haitianos armados de machetes, palos y piedras amenazó con quemar vivos a dos inspectores del Ministerio de Medio Ambiente que habían arrestado a uno de ellos mientras talaba árboles en la Sierra de Bahoruco. Este incidente es parte de la constante depredación de bosques por parte de haitianos que cruzan la frontera para hacer carbón y para trasegar con caoba que talan de este lado y venden en su país. Hace poco también, encapuchados de la misma nacionalidad asaltaron un puesto militar dominicano y robaron un fusil M-16. Indocumentados del vecino país ya tienen una presencia alarmante en pueblos fronterizos.
Da la impresión de que las autoridades son muy débiles o permisivas con los haitianos que cometen estos desmanes en nuestro territorio. Parecería que son más enérgicas cuando son dominicanos los que cometen las agresiones contra el medio ambiente. La situación no es congruente con las políticas del Gobierno para fomentar el desarrollo agroforestal y preservar nuestras fuentes de agua. La tala de nuestros árboles, el trasiego de madera preciosa y carbón hacia Haití continúan como si tal cosa. Estamos siendo demasiado débil al no enfrentar este problema con la energía que merece. Hay que fortalecer la gestión del Ministerio de Medio Ambiente por la preservación de nuestras especies maderables y fuentes de agua.

hoy.com.do

Publicado el: 4 abril, 2017

Por: Hoy

En Santiago crece clamor por detención flujo de haitianos

haitianosensantiagoSANTIAGO.-Mientras el Ministerio de Defensa (MIDE), anuncia la decisión de sellar la frontera con Haití, en Santiago crece el clamor y el temor no por los haitianos que puedan venir, sino, por la gran cantidad de éstos en territorio dominicano.

Residentes en la Villa Olímpica, donde habitan una gran cantidad de los nacionales del vecino país, unos de manera legal y otros ilegales, comentaron a este reportero, que las autoridades tienen que detener la avalancha de haitianos que hay en el país.

“La verdad es que uno se preocupa, porque donde quiera que tú te mueve, son más los haitianos que hay, que los dominicanos y eso hay que buscarle una solución”, expresó una joven residente en dicho sector.

La preocupación se hace más evidente ante el hecho de que mientras más haitianos las autoridades dicen que devuelven a su país, cada día son más los que hay en territorio dominicano, según comentan.

Lo cierto es que en las dos últimas décadas el número de haitianos que se desplazan por las calles y los centros de trabajo, tanto agrícola, construcción y ventas ambulantes ha desbordado la capacidad de asombro de los dominicanos.

Esta situación ha llegado a un extremo tal que muchas de las empresas constructoras y empresarios agrícola han violado el Código Laboral, en lo concerniente a la disposición que establece que los empleadores deben contratar el 20% de los trabajadores extranjeros y el 80% nacionales.

Peor es el problema porque esto sucede, en momento en que miles de dominicanos no encuentran trabajo y que las autoridades conocen de la situación y no hacen nada para corregirlo.

Tras el clima de inestabilidad política que vive Haití, el Ministerio de Defensa (MIDE) decidió “sellar” la frontera con un patrullaje intenso compuesto por personal altamente calificado, listo para entrar en acción ante cualquier adversidad que se presente.

La iniciativa está motivada ante los problemas que enfrenta el gobierno de ese país, a quien la oposición le solicita que renuncie al cargo, porque éste no ha convocado a las elecciones congresuales prevista para finales del año pasado.

lainformacion.com.do

Haitianos depredaban bosques en Pedenales enfrentaron a tiros a policías ambientalistas

Pinos depredados en Pedernales.

Pinos depredados en Pedernales.

Haitianos  sorprendidos talando árboles y preparando hornos para la fabricación de carbón vegetal en el  paraje  Loma del Toro de la Sierra de Bahoruco, en la parte que corresponde a la provincia de Pedernales, enfrentaron a tiros a miembros de la Policía Ambiental.

Debido a esta acción ocurrida a  unos 20 kilómetros del municipio de Pedernales,  los policías pidieron  refuerzos a la Gerencia de Medio Ambiente, la cual envió a la zona una patrulla integrada por efectivos del Cuerpo Especilizado de Seguridad Fronteriza Terrstree (Cesfront), , pero nadie resultó herido

Según informó Víctor Ferreras, administrador de la Biosfera de la Sierra de Bahoruco y el Parque Nacional Jaragua, la acción se produjo en horas nocturnas.

En la balacera, todos los haitianos, cuyo número no pudo ser determinado por las autoridades, lograron escapar protegidos por la oscuridad.

Debido a los constantes operativos diurnos que los policías ambientalistas y militares del Cesfront dirigidos a evitar la depredación de zonas boscosas por parte de  haitianos, los depredadores se las han ingeniado para realizar la ilegal práctica en avanzadas horas de la noche para evitar ser detectados, artimaña que ha descubierta  por las autoridades dominicanas.

elcaribe.com.do

 

Dicen haitianos tumban árboles para carbón

Dos de los hornos fotografiados por Acosta en Anse-au-Pitre.

Dos de los hornos fotografiados por Acosta en Anse-au-Pitre.

PEDERNALES.  Haitianos de Anse-Au-Pitre tumban miles de árboles de  las zonas de influencia del río que divide ese poblado haitiano con esta comunidad para construir hornos de carbón.

Según fotografías tomadas por Luis Eduardo Acosta los haitianos hacen los hornos a escasos metros de zonas habitadas y pese a los supuestos controles forestales que existen en República Dominicana.

Acosta captó 17 hornos en construcción en  Anse-Au-Pitre y Pedernales, y apenas observó a un oficial del Ejército ahuyentar a un grupo de haitianos que sorprendió en plena faena.

Se estima en miles de sacos de carbón los extraídos por los haitianos en la zona con madera que cortan en territorio dominicano.

El desastre ecológico de los haitianos en esta zona no solo se circunscribe a la elaboración de carbón, sino que también extraen miles de toneladas de grava y otros agregados del río, sin que las autoridades se lo impidan.

elnacional.com.do

Tranquilos haitianos

haitianosLos países son libres de permitir o no la entrada de determinados productos y bienes, por ese lado no debe cuestionarse la prohibición sobre la entrada de huevos y pollos desde nuestro territorio, adoptada por el gobierno de Haití. Con razón o sin ella, los haitianos han hecho uso de su derecho.

Lo cuestionable es la ingratitud, a todas luces las autoridades de Haití no son capaces de  sentir agradecimiento por la colaboración que a través de la historia, les han dado los dominicanos.

Hemos sido el principal consuelo, el segundo, cuando no el primer hogar para los haitianos que transitan nuestras calles con libertad, comen nuestro pan, comparten trabajo, techo…

Nadie acude a ellos antes que nosotros cuando precisan de ayuda, no solo en el terremoto, sino siempre, desde acá hacia allá trafica ropa y comida, la solidaridad en todos los aspectos.

Lo menos que podía hacer el gobierno haitiano era actuar de manera discreta sin levantar tal escándalo, cualquiera diría que lo hacen a sabiendas del resultado, ya que los haitianos a ese nivel son personas educadas que deberían haber respetado el protocolo internacional, sobre todo cuando se trata de países que superando tan marcadas diferencias, lo han compartido todo.

Sigue leyendo